Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

República Dominicana recibe de Japón equipos agrícolas por valor de 22.5 millones de yenes

El Gobierno de Japón entregó equipos de laboratorios en donación al Instituto Dominicano de Investigaciones Agropecuarias y Forestales, Idiaf, para contribuir a mejorar las capacidades de análisis agrícolas del sectoragropecuario, por un valor de 22 millones 490 mil yenes, equivalentes a 9 millones 16 mil pesos.

La donación fue entregada por Su Excelencia el señor Takashi Fuchigami,embajador de Japón en la República Dominicana y recibida por el ingeniero Ángel Estévez, Ministro de Agricultura y presidente de la Junta Directiva
del IDIAF, y el ingeniero Rafael Pérez Duvergé, director ejecutivo del organismo beneficiario, quienes agradecieron al Pueblo Japonés su apoyo permanente para el desarrollo tecnológico del país y, en particular, al
sector agropecuario.

El Embajador Takashi Fuchigami, al entregar la donación explicó que la misma forma parte del Acuerdo de Cooperación Económica no Reembolsable para la Adquisición de Productos Manufacturados por PYMES japonesa, acuerdo firmado por el gobierno dominicano y el gobierno japonés, en marzo del 2013, por un monto de doscientos millones de yenes japoneses, equivalente a unos a dos millones de dólares, en beneficio de la República Dominicana.

“Mediante esta donación del pueblo japonés al pueblo dominicano, el gobierno del Japón, desea colaborar con el desarrollo de la sociedad dominicana y al mismo tiempo, estrechar aún más los lazos de amistad y
cooperación existente entre  ambos países”.

El Embajador Fuchigami consideró un orgullo participar en  este  acto que al mismo tiempo es para celebrar  el octogésimo aniversario de las relaciones diplomáticas entre la República Dominicana y el Japón. Indicó
que  en los últimos años, el comercio internacional de productos agrícolas ha  cobrado gran impulso por lo que  el transporte de frutas y otros rubros se realizan de manera activa, más allá de las fronteras.
Por su parte, el ingeniero Ángel Estévez, Ministro de Agricultura, al recibir los equipos, agradeció el gesto del gobierno del Japón en nombre del gobierno dominicano, del Presidente Danilo Medina y de él de manera
personal. Agradeció  el gesto, al tiempo que reconoció que no es el primero del hermano país de Japón, ni será el último dentro de los ochenta  años  de  amistad que hemos desarrollado.

Destacó que  con esta  donación, el país se siente  comprometido a seguir una  amistad fluida de beneficio tanto para Japón como para la República Dominicana, señalando que es un fiel creyente de las relaciones “ganar-
ganar”.

De su parte el ingeniero Pérez Duvergé, al recibir la donación consistente en microscopios, lupas estereoscópicas, pH metros, incubadoras, secuenciadores de ADN, cámaras de flujo laminar y conductímetros, entre otros equipos, dijo que con los mismos serán fortalecidos unos diez laboratorios de análisis agrícolas que el Idiaf tiene al servicio de las actividades de investigación y del desarrollo de la agricultura dominicana.

Pérez Duvergé destacó que los laboratorios están estratégicamente localizados en las principales zonas agrícolas del país, y que brindan apoyo a las investigaciones del instituto y al sector agropecuario
nacional, especialmente en biología molecular, biotecnología y recursos fitogenéticos, virología, fitopatología, suelos y aguas, entomología, bacteriologías y nematología, entre otros.

El acto de entrega se realizó en el Centro de Tecnologías Agrícolas del IDIAF, localizado en Pantoja, Santo Domingo Oeste, con la participación del ingeniero Juan Chavez, director ejecutivo del Consejo Nacional de

Investigaciones Agropecuarias y Forestales (CONIAF) y la asistencia de autoridades del sector agropecuario, miembros del Consejo Consultivo del Centa, líderes del sector agropecuario e investigadores del IDIAF

Definen acciones para impulsar la participación y el desarrollo de los jóvenes en la agricultura

Definen acciones para impulsar la participación y el desarrollo de los jóvenes en la agricultura

En América Latina y el Caribe se promoverá la acción positiva de los jóvenes en el campo, como una de las herramientas para atender los grandes retos que enfrenta la agricultura.

San José, Costa Rica,  26 de setiembre, 2014 (IICA).  El fortalecimiento de redes de jóvenes y la promoción de diálogos para visibilizar a este grupo y aumentar su interacción con tomadores de decisiones son algunas propuestas para lograr el relevo generacional positivo en las organizaciones agrícolas y la participación de la juventud en el desarrollo rural.
Las recomendaciones surgieron en un encuentro convocado por el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), en el que representantes de entidades académicas y agrícolas de siete países de América Latina acordaron impulsar un espacio de diálogo entre jóvenes que permita generar soluciones a los desafíos de la agricultura, por medio del intercambio de conocimientos y la innovación.

También se acordó ampliar la plataforma Jóvenes Profesionales para el Desarrollo Agrícola (YPARD) en América Latina y el Caribe, con apoyo de la Alianza de Servicios de Información Agropecuaria(SIDALC) y universidades de Estados Unidos y Brasil.

“La dinámica de territorios rurales tiene un componente social implícito, es preocupante que mientras exista una diferencia entre la calidad de vida en las zonas rurales y urbanas nuestros jóvenes vayan a migrar del campo a la ciudad en busca de nuevas oportunidades” aseguró el Director General del IICA, Víctor M. Villalobos.

En su criterio, los retos que enfrenta el sector agrícola requieren un cambio en la mentalidad de los actores del sector. Entre estos desafíos están incrementar la producción y la competitividad para alimentar a una población mundial creciente, producir más en la misma superficie, hacer un uso eficiente y sostenible de los recursos naturales y desarrollar acciones para adaptar la agricultura al cambio climático.
                                                      
“Es más fácil que los cambios se produzcan en la juventud. Debemos discutir cómo vamos a acompañar esos cambios y formar un nuevo perfil de agrónomo, de profesional del campo, de productores con clara conciencia de los retos que enfrentamos”, indicó Villalobos.

Los acuerdos de este primer foro y la información que se genere en las próximas semanas servirán como base para elaborar una propuesta de proyectos hemisféricos o regionales que potencie el desarrollo de los jóvenes en la agricultura.
                                                                                                                            
En el encuentro participaron delegados del Fondo Multilateral de Inversiones del Banco Interamericano de Desarrollo (BID-FOMIN), YPARD e instancias nacionales de apoyo a jóvenes, como ministerios, secretarías y organizaciones académicas de Brasil, Colombia, Costa Rica, Estados Unidos, México, Nicaragua y Uruguay.

La agricultura familiar busca espacio en la agenda de Centroamérica y República Dominicana

La agricultura familiar busca espacio en la agenda de Centroamérica y República Dominicana
Agricultura familiar.Foto de fuente externa.

San Salvador, El Salvador, 24 de septiembre de 2014. Desde hoy, El Salvador es la sede del primer Encuentro Centroamericano y de República Dominicana sobre agricultura familiar, una cita de tres días que procura visibilizar la contribución de este tipo de agricultura en la mitigación del hambre y la pobreza, la seguridad alimentaria y nutricional y el logro del desarrollo sostenible, entre otros aportes.
La cita se produce en el marco de la declaratoria del 2014 como Año Internacional de la Agricultura Familiar. Es organizada por la Secretaría Ejecutiva del Consejo Agropecuario Centroamericano (SECAC), para promover la inclusión de la agricultura familiar y de pequeña escala en las políticas agrícolas, ambientales y sociales de los países miembros del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA).
Como proveedor de alimentos para las ciudades, generador de empleo agrícola y fuente de ingresos para los más pobres, la agricultura familiar contribuye al desarrollo equilibrado de los territorios y las comunidades rurales, ya que favorece el arraigo de la familia al medio rural y crea redes de protección social, explicó el Ministro de Agricultura y Ganadería de El Salvador, Orestes Ortez.
Gabriel Rodríguez Marqués, Representante del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) en este país, indicó que los participantes de la agricultura familiar tienen el potencial de crear polos de desarrollo económico y redes de comercialización.
También juegan un papel fundamental en la mitigación y la adaptación de la agricultura al cambio climático, mediante el uso de variedades autóctonas, las prácticas de conservación y mejora de suelos, la menor dependencia del petróleo y la práctica de sistemas de policultivos y silvoagropecuarios, entre otros.
El representante en El Salvador de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), Alan González, expresó que la agricultura familiar permite preservar y potenciar aspectos culturales, habilidades, destrezas y tradiciones, además de generar empleos, orientar a mercados e incorporar valor a los productos antes de la comercialización.
El encuentro cuenta con la participación de organizaciones indígenas y afrodescendientes regionales, relacionadas con la agricultura familiar, así como con representantes de instancias del SICA, el Comité Técnico Regional y el Grupo Técnico de Desarrollo Rural Territorial, Agricultura Familiar y Seguridad Alimentaria y Nutricional del Consejo Agropecuario Centroamericano (CAC).
También participan el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE)el Programa Salvadoreño de Investigación sobre Desarrollo y Medio Ambiente (PRISMA), la Plataforma Regional de Apoyo Técnico al Desarrollo Rural Territorial (PRAT), la Confederación de Federaciones de la Reforma Agraria Salvadoreña (CONFRAS), el Programa Diálogo Regional Rural (PDRR) y el Foro Rural Mundial (FRM), así como organizaciones de productores.

FAO:Son necesarios nuevos enfoques de los sistemas alimentarios para hacer frente al cambio climático


Son necesarios nuevos enfoques de los sistemas alimentarios para hacer frente al cambio climático

El Director General de la FAO se dirige a la Cumbre sobre el Clima de la ONU
23 de septiembre 2014, Nueva York - La superación del cambio climático es fundamental para el logro de un futuro sostenible para la creciente población del planeta, y la seguridad alimentaria debe situarse en el centro de ese esfuerzo, afirmó hoy el Director General de la FAO, José Graziano da Silva, en un discurso en la Cumbre sobre el Clima de la ONU

"No podemos hablar de desarrollo sostenible mientras el hambre siga robando a más de 800 millones de personas la oportunidad de llevar una vida decente", dijo haciendo referencia al último informe de la ONU sobre el hambre en el mundo publicado la semana pasada, El Estado de la Inseguridad Alimentaria en el Mundo 2014

El informe muestra que, aunque el número de personas que sufren hambre crónica se redujo en 100 millones personas en la última década, hoy en día 805 millones de personas siguen pasando sin lo suficiente para comer de forma regular. 

Así como en el pasado los esfuerzos para alimentar el mundo se centraron en aumentar la producción agrícola para producir más alimentos, los desafíos de hoy – que incluyen el cambio climático - exigen un nuevo enfoque, dijo Graziano da Silva. 

"Tenemos que cambiar a sistemas alimentarios más sostenibles -sistemas alimentarios que producen más con menos daños al medio ambiente -, a sistemas alimentarios que promuevan el consumo sostenible, ya que hoy día desperdiciamos o perdemos entre un tercio y la mitad de lo que producimos", afirmó. 

Señalando que el hambre persiste a pesar de que el planeta produce alimentos suficientes para alimentar a toda la humanidad, Graziano da Silva dijo: "La producción de alimentos suficientes para todos es una condición necesaria, pero no es una condición suficiente para la seguridad alimentaria." 

"Las personas no tienen hambre porque la comida no está disponible, sino porque no tienen acceso a ella", agregó. 

El cambio climático tiene un impacto directo tanto en la producción agrícola como en la capacidad de las personas para acceder a los alimentos, afirmó el jefe de la FAO - y no hay una solución general para hacer frente a estos desafíos. 

“La FAO acoge positivamente los compromisos que se están realizando para afrontar el cambio climático. La FAO puede apoyarlos como parte de nuestros proyectos de construcción de capacidades a nivel país”. 

“Estamos preparados para trabajar con vosotros para afrontar de forma exitosa el impacto del cambio climático en la seguridad alimentaria. Este es un paso necesario para el mundo libre de hambre y sostenible que todos queremos”, añadió. 

Múltiples opciones para la adaptación 

"Hay muchas alternativas para abordar el cambio climático y garantizar la seguridad alimentaria sostenible", dijo Graziano da Silva. "Tenemos que mantener todas las puertas abiertas para encarar la adaptación necesaria para hacer frente al cambio climático y asegurar alimentos para todos en el futuro cercano." 

Un enfoque valioso, señaló, es lo que se conoce como "agricultura inteligente respecto al clima" - ajustar las prácticas agrícolas para que sean más adaptables y resistentes a las presiones ambientales y, a la vez, reducir los impactos propios de la agricultura sobre el medio ambiente. 

Graziano da Silva dio la bienvenida a la puesta en marcha hoy en la Cumbre sobre el Clima de la ONU de una nueva Alianza Mundial sobre Agricultura Inteligente respecto al Clima, una amplia coalición de distintos actores interesados, incluidos los gobiernos; los agricultores y productores de alimentos, procesadores y vendedores; organizaciones científicas y educativas; actores de la sociedad civil; organismos multilaterales e internacionales y el sector privado. 

La Alianza trabajará de forma coordinada para promover el desarrollo sostenible y equitativo de la productividad agrícola y de los ingresos; crear una mayor capacidad de recuperación de los sistemas alimentarios y medios de vida agrícolas; y lograr reducciones de emisiones de gases de efecto invernadero en la agricultura. 

Graziano da Silva también destacó la "agroecología" como un enfoque prometedor para situar la producción de alimentos en un camino más sostenible. 

El enfoque utiliza la teoría ecológica para estudiar y gestionar los sistemas agrícolas con el fin de hacerlos más productivos y mejorar en la conservación de los recursos naturales. 

La semana pasada, la FAO organizó un evento sobre este enfoque en su sede de Roma, donde los participantes pidieron una iniciativa global de la ONU sobre agroecología con el fin de ayudar a promover la seguridad alimentaria de manera sostenible, abordar el cambio climático y aumentar la resiliencia. 

"Hay muchos caminos a la seguridad alimentaria y el desarrollo sostenible. Los gobiernos tienen que elegir las soluciones que mejor respondan a sus necesidades específicas", dijo Graziano da Silva.

Noruega,Alemania y el BID ayudarán a Perú a reducir emisiones contaminantes

23 de septiembre de 2014 - Comunicados de prensa


Perú reducirá las emisiones derivadas de la deforestación y la
degradación forestal con apoyo de Noruega, Alemania y el BID

 

Los gobiernos de Noruega y Alemania han acordado un mecanismo basado en
 resultados para detener la deforestación en el Perú en 2021.
Lea el artículo completo
Lea el artículo completo (Versión Móvil)

Top